La llave de tus decisiones

Esta vez el encargo se trataba de una llave.

Y comenzamos buscando llaves de inspiración mas actual, sin encontrar lo que de verdad buscábamos.

Hay veces que es necesario dar un rodeo para llegar al sitio perfecto.

Pero es mejor buscar y buscar hasta encontrar la opción perfecta, es solo cuestión de paciencia, porque cuando se llega a lo que de verdad se busca, el corazón te dice sin lugar a dudas que era exactamente eso lo que estaba esperando.

Puede que no tengas muy definido que es lo que buscas, pero cuando lo tienes delante las dudas desaparecen.

Es lo que paso con esta llave que empezó pareciéndose más a las encantadoras llaves de Tiffany, paso por tener un parecido razonable con la llave de Carolina Herrera pero definitivamente era una llave hueca con más de cien años la inspiración que enamoro a la que ahora es ya su feliz dueña.